Idea de negocio: Aplicar lean manufacturing en empresas para reducir costes de producción

Aplicar lean manufacturing en empresas

Si no has escuchado de la metodología lean manufacturing es hora de que la conozcas pues es una herramienta excelente para rentabilizar negocios en la actualidad. La misma hace referencia a un enfoque de gestión que busca la reducción de “desperdicios”, nombre que se le da a ciertos factores que se deben controlar cuando se está gestionando una empresa de manufactura.

Si fabricas tus propios productos o estás en búsqueda de una idea de negocio que sea rentable, la aplicación del lean manufacturing o el ayudar a que otros la apliquen puede ser de gran ayuda para ti, ya que permite la reducción de los costes de producción al utilizar una serie de herramientas que ofrece la metodología y que se enfocan en reducir la sobreproducción, fallas de transporte o el tiempo en espera, tres de los ocho “desperdicios” que se identifican.

Eliminando el despilfarro con el lean manufacturing


En palabras más cotidianas, lo que busca la metodología es eliminar el despilfarro de recursos, clasificados en 8 grupos referidos a la sobreproducción del bien, el tiempo de espera, el inventario almacenado, el transporte de la empresa, el potencial humano sub-utilizado, el movimiento y defectos de la mercancía y el exceso de material procesado en el proceso de manufactura. Esto con el propósito de mejorar la calidad del proceso productivo, reduciendo los tiempos y el costo de producción.

La aplicación exitosa de esta metodología depende principalmente del dominio de sus principios y del aprovechamiento de las herramientas que la misma provee. Para ello es clave cambiar el enfoque tradicional en el cual se considera que al cliente se le vende un producto y adoptar una postura de que se están ofreciendo soluciones a los mismos. Ese cambio de paradigma es necesario pues el “lean” pasa, de ser una herramienta, a convertirse en un pensamiento que permea la organización y le exige estar en constante cambio, adaptándose a su entorno y a la evolución de su sector industrial.

Puede ser una idea de negocio


Bastante hemos hablado en este blog sobre los cambios que la cuarta revolución industrial le está exigiendo a las compañías para mantenerse vigentes dentro del mercado, no obstante, para los emprendedores estos cambios también representan retos a superar y esta metodología puede convertirse en una oportunidad pues el especializarse en la aplicación del Lean manufacturing y ayudar a las compañías emergentes y ya establecidas a reducir sus costos de producción puede ser una actividad bastante rentable.

No solo se trata de brindar un servicio de reducción de costes, se trata de optimizar el proceso operativo y de producción de la empresa ayudándole a incrementar su productividad y calidad del producto, lo que se traduce en una mayor satisfacción de sus clientes finales ya que reciben el mismo en períodos de tiempo más cortos también. Esto inevitablemente aumenta las ventas y maximiza las ganancias de la empresa, lo que aumenta su valor a largo plazo y garantiza así su vigencia en el mercado.