¿Eres un líder o un gerente?


El título de este artículo parece una pregunta capciosa: parece que la respuesta debería ser "líder". ¿Pero alguna vez has pensado en lo que hace un gerente? Los gerentes configuran los sistemas que permiten a la organización funcionar sin problemas y de manera eficiente. Aseguran que se sigan los presupuestos, que se cumplan los plazos y que los empleados estén capacitados y comprometidos.

Sin gerentes, una organización no podría funcionar correctamente. Por supuesto que hay gerentes burocráticos y obstructivos, al igual que hay líderes abusivos y destructivos, pero en la mayoría de las organizaciones son minoría. Los gerentes, por lo tanto, son tan valiosos para las organizaciones como lo son los líderes.

¿Cómo entonces eliges? La buena noticia es que no tienes que elegir. Como propuso Kotter (1990), no deberíamos pensar en los líderes y gerentes como dos grupos diferentes de personas. Más bien, son dos conjuntos de habilidades que la misma persona puede (y debe) poseer.

Las habilidades de liderazgo son necesarias cuando comienzas algo nuevo; habilidades de gestión son necesarias para convertir la iniciativa en realidad. Los líderes establecen una nueva dirección y desarrollan nuevas estrategias. Crean una visión y la comunican de una manera clara y atractiva para llevar a todos en el camino con ellos. Escanean el horizonte para pronosticar amenazas u oportunidades y ajustan la estrategia en consecuencia. De hecho, ser "prospectivo" es una de las dos características principales que los empleados más admiran y desean en un líder, solo superada por ser honesto (Kouzes y Posner, 2007).

Eres un líder o un gerente

Mientras los líderes crean la visión, los gerentes implementan la visión. Establecen el presupuesto y la línea de tiempo, desarrollan los procesos y sistemas, y crean el plan de trabajo. Aseguran que los miembros del equipo tengan los recursos y la capacitación necesarios para tener éxito. Monitorean el progreso y ajustan el plan de trabajo para mantenerse alineados con la visión.

Las habilidades de liderazgo y de gestión están profundamente entrelazadas, y un líder-gerente exitoso debería ser "ambidiestro", cambiando de un lado a otro según lo requiera la situación. De hecho, la flexibilidad es esencial en muchas situaciones de liderazgo, como descubrí en mi propia investigación.

Estaba estudiando la actitud confiada no verbal que se les enseña a los líderes a usar (por ejemplo, postura erguida, contacto visual directo, tono de voz seguro). Mientras que uno pensaría que buscar confianza siempre es beneficioso, este no es el caso. Al obtener información de un miembro menor del equipo, parecer confidente puede sofocar las contribuciones de los miembros del equipo. En tal situación, es más importante parecer abierto que confiado (Locke y Anderson, 2015).

Por lo tanto, para ser eficaces, los líderes necesitan un amplio conjunto de habilidades, incluidas las habilidades de gestión, y la capacidad de juzgar qué habilidades se requieren en una situación determinada. Entonces, si alguien pregunta si usted es un líder o gerente, debe contestar con orgullo que son ambos. Pero no será un líder-gerente efectivo hasta que sepa cuándo usar cada conjunto de habilidades.

¿Eres un líder o un gerente? ¿Eres un líder o un gerente? Reviewed by Rafael Medina on 9/04/2018 Rating: 5
Con tecnología de Blogger.